Las autoridades de Singapur anunciaron el viernes el cierre de las fronteras a todos los viajeros procedentes de China para protegerse contra la propagación del nuevo coronavirus.

Singapur, que hasta ahora había prohibido la entrada en su territorio únicamente a las personas procedentes de la región de Hubei, refuerza así drásticamente sus medidas de protección después que la Organización Mundial de la Salud (OMS) calificó la epidemia de “emergencia internacional”.

Los coronavirus son una familia de virus que se descubrió en la década de los 60 pero cuyo origen es todavía desconocido. Sus diferentes tipos provocan diferentes enfermedades, desde un resfriado hasta un síndrome respiratorio grave (una forma grave de neumonía).

Gran parte de los coronavirus no son peligrosos y se pueden tratar de forma eficaz. De hecho, la mayoría de las personas contraen en algún momento de su vida un coronavirus, generalmente durante su infancia. Aunque son más frecuentes en otoño o invierno, se pueden adquirir en cualquier época del año.