Pierde la vida el pequeño Jorge Teixeira da Silva Neto

A un niño de 2 años y ocho meses le quitaron la vida, y pudo haber sido VI0L4DO y ASESIN4D0 por sus propios padres, en Vila Velha, Brasil.

El niño, identificado como Jorge Teixeira da Silva Neto, fue internado en un hospital de Vila Velha en la noche del pasado lunes y su deceso ocurrió durante la madrugada de este martes.

Las trabajadoras sociales Heloísa Lemos y Francine Carreta informaron que recién fueron contactadas sobre el caso a las 8:30 horas de este martes, en una llamada realizada por el propio centro hospitalario.

“Se nos informó un niño perdió la vida y acudimos al lugar. Cuando llegamos allí, los padres lloraban mucho”.

Además la policía sospecha que se insertó un objeto contundente en el ano del niño y causó lesiones que rompieron el intestino.

“La pareja dijo que no sabían por qué el niño tenía un año así y que habría estado internado en el Himaba con neumonía y diarrea ”, dijeron los consejeros.

También en su cuerpo fueron encontradas marcas de cigarrillos, los padres habrían dicho a los asistentes que eran manchas que habían aparecido por sí solas.

“Habían enfatizado que las quemaduras no eran debido a los cigarrillos, pero que sí podía haber alguna relación con el medicamento que le estaban proporcionando al niño, amoxicilina. De todas formas, nunca se había llamado al consejo a esta familia”, puntualiza.

El equipo médico que atendió a Jorge sospechó signos de posible ABUS0 SEXU4L. Por ello, el cuerpo del niño fue enviado al Servicio Médico Legal para ser examinado.

Según la policía, los padres no estuvieron de acuerdo con el procedimiento, que se llevó a cabo de todos modos. Al final del examen, el padre y la madre fueron llevados a la Comisaría de H0MICIDI0S y Protección Personal de Vila Velha.

Durante la autopsia, el forense identificó que el menor fue agredido S3XU4LMENTE. El niño habría tenido una perforación en el recto y el ano debido a un traumatismo.

Según el forense, además de las lesiones encontradas en el ano y el recto, el niño también tenía lesiones en la cara, la espalda, el brazo izquierdo y la pierna. Hay fuertes sospechas que algunas de las quemaduras que presenta el niño fueron causadas por el fuego de cigarrillos.

El padre de 35 años y la madre de 31 años fueron detenidos. Son señalados por la policía como los principales sospechosos del hecho. Ambos fueron enviados al sistema penitenciario.

En caso se encuentra en estos momentos bajo investigación. Observa el video con el reportaje oficial de este caso: