Le mataron un hijo.

La joven dominicana Esther Jiménez, quien es muy conocida porque fue víctima de un ataque del peligroso ácido del diablo en el año 2011, ha hecho una publicación muy lamentable en las redes sociales:

“Nunca había sentido un D0L0R tan grande, algo que duela tanto como que le quiten la vida un hijo, hoy me siento incompleta, ultimaron a uno de mis hijos, esto duele tanto.”

En uno de sus estados publicó pidiendo fortaleza a Dios para el inmensa angustia por la que estaba pasando.

Hasta ahora no tenemos detalles sobre lo ocurrido en donde le quitaron la vida a su hijo, ni ella ha dado más informaciones de hecho.

Su publicación se ha llenado de mensajes donde personas se solidarizan con ella, igualmente otros preguntan qué fue lo que realmente ocurrió. Esperemos más adelante dar a conocer los detalles.

En ese entonces, luego del ataque con el peligroso ácido en el 2011, Esther Jiménez quedó con graves lesiones en cuello, brazos y piernas. También perdió completamente un ojo, ya que tuvieron que extraérselo y su nariz debió ser reconstruida.

Narrando sobre el momento que le lanzaron el ácido, en una entrevista ella dijo:

“Un día vino un muchacho y se quedó mirando una cadena que tengo y después me dijo: Toma, que ahí te mandaron”, y le arrojó a la cara ácido que llevaba en un vaso.

Este ataque ocurrió durante la última semana de septiembre de 2011 y, desde entonces, Esther, ha sido sometida a decenas de cirugías, para poder tener una vida un poco mas satisfactoria.