La otra historia.

SANTO DOMINGO – Los parientes afirmaron que en la actualidad el joven de 21 años de edad no residía en Bávaro, sino en Santo Domingo y explicaron que tenía alrededor de 4 meses desempeñándose como taxista.

Un cercano al joven dijo que el fallecido recogió a unos individuos casi a las 1 de la madrugada, y aparentemente esas personas fue que le quitaron la vida y lo tiraron en el Faro a Colón.

En medio de llanto y mucha tristeza, Yanet Holguín, la madre, lamentó la partida a destiempo de su hijo. Los familiares pidieron que los responsables de este hecho sean capturados y que sobre ellos caiga todo el peso de la ley.

Raposo era el segundo de cinco hermanos y según su padre del joven tenía planes de retomar sus estudios que había abandonado en el ultimo año de la secundaria.

Las autoridades aun no han identificado a los responsables de este lamentable hecho que ha consternado a la población. Los restos del difunto fueron sepultados la mañana del sábado en el cementerio Cristo Salvador.